Nosotros Hoy

Servicio de Noticias de la Iglesia Católica en Cuba

Celebran 25 años de misión de República Dominicana en Bayamo

por Raynor Rivera Licea

Fotógrafo Daniel J. Rivera Rosales

Diócesis de Bayamo-Manzanillo, Bayamo, 2 de febrero de 2020: Varios presbíteros de República Dominicana que sirvieron y sirven en la Diócesis del Santísimo Salvador de Bayamo-Manzanillo, junto a monseñor Álvaro Beyra Luarca, obispo diocesano, celebraron el viernes último, los 25 años de la presencia de la Misión Dominicana en esta demarcación eclesiástica del Oriente cubano.

La Eucaristía aconteció en el templo parroquial de San Juan Bosco de Bayamo, en su fiesta patronal, con la asistencia de fieles bayameses y de otras comunidades cercanas que agradecieron a Dios por el quehacer pastoral, la cercanía y solidaridad de los 23 sacerdotes cuya huella es palpable en la ciudad de Bayamo, Cauto Cristo, Babiney, Papi Lastre, Mabay, Julia, Buey Arriba, Río Cauto, Cauto Embarcadero… y Guisa.

En su homilía, Mons. Beyra Luarca resaltó el testimonio y la obra de Don Bosco, padre y maestro de la juventud, quien siguiendo el ejemplo de Cristo se dedicó a los niños de la calle, enfatizó en la importancia de “volver a ser como niños”; y reconoció el accionar de los sacerdotes dominicanos a lo largo de todo este tiempo.

En nombre de sus hermanos habló el padre Pedro Pablo Carvajal, quien agradeció por la acogida de Mons. Pedro Meurice (e.p.d), Mons. Dionisio García, primer obispo de esta diócesis y actual arzobispo de Santiago de Cuba, y Mons. Beyra. Asimismo, recordó a tantos que les han apoyado en la misión y pidió perdón por las faltas cometidas.

El domingo 5 de febrero de 1995 llegaron a la Parroquia Mayor de Bayamo los padres Rafael Tobías Cruz, Leonardo Adames y Rafael Columna, iniciadores de la Misión Dominicana, llegados de la Arquidiócesis de Santiago de los Caballeros, San Francisco de Macorís y La Vega.

Hoy dos sacerdotes, PP. Quirino Collado y José Guillermo Taveras, en la Parroquia de San José de Guisa, continúan la obra pastoral que se afianza y echa raíces de fe y colaboración fraterna en la extensión del Reino de Dios.

© 2015 Conferencia de Obispos Católicos de Cuba. Todos los derechos reservados