Nosotros Hoy

Servicio de Noticias de la Iglesia Católica en Cuba

“Hay alguien que está esperando por ustedes para ser cambiada: Cuba”

por Equipo de prensa JNJ

Diócesis de Matanzas, Matanzas, 3 de agosto de 2019: Monseñor Manuel Hilario de Céspedes, obispo de Matanzas, presidió en la mañana de ayer, en la Catedral, la Misa de apertura de la JNJ Matanzas 2019, animada por los coros de los Ángeles y Berit.

La escucha de la Palabra y la presencia real de Cristo sacramentado en la Eucaristía removió el corazón de los jóvenes, pues de manera particular y comunitaria, la invitación fue a abrir el corazón a Jesús, a no dejarse contagiar por la incertidumbre y el desaliento para poder expandir la alegría que caracteriza a los jóvenes cristianos.

Con la bendición y el corazón dispuesto se dio un sí, como María, para anunciar y transmitir el mensaje de esperanza del Padre. Así con diversidad de carismas comenzó la misión, anunciando a quienes no lo conocen y a los que sufren. Unos se quedaron en adoración al Santísimo rezando por los jóvenes misioneros, otros, salieron a los hospitales, a los hogares de ancianos y a las calles.

La tarde parecía nublarse cuando el Viacrucis comenzaba en la loma de San Miguel de los Baños y por obra del Espíritu solo cubrieron el sol para mejor empeño. Contemplando el dolor del que entregó su vida por el mundo, se despertaron las ganas de aprender todos los días a morir en la cruz con Jesús. Los jóvenes reflexionaban en cada estación el cómo vivir desde la propuesta cristiana, cantaban y ayudaban a cargar el madero. No podía faltar la representación de la Virgen María, Madre, que sufrió junto a su Hijo la muerte e intercede a cada petición.

La Iglesia de San Pedro Apóstol recibió a los peregrinos que regresaban del Viacrucis para adorar a Jesús Sacramentado al estilo de los hermanos de Taizé. El canto y el silencio crearon el escenario perfecto para asistir a la Fiesta del Perdón. Los sacerdotes se dispusieron alrededor del templo para administrar el sacramento de la Misericordia a quienes deseaban reconciliarse con el Padre.

Cierra el día y la reflexión de lo vivido encuentra sentido en lo que anunciara hoy el obispo de Matanzas: “Hay alguien que está esperando por ustedes para ser cambiada: Cuba”.

© 2015 Conferencia de Obispos Católicos de Cuba. Todos los derechos reservados