Formación

Solemnidad de Pentecostés (Ciclo C) - 9 de junio de 2019


Monición de Entrada:

Queridos hermanos: Hoy, Solemnidad de Pentecostés, celebramos la culminación de la Pascua. El Espíritu que los profetas anunciaron y Cristo prometió a los Apóstoles, es enviado sobre la Iglesia y sigue actuando en ella. Acojamos en esta celebración, al Espíritu Santo que nos fortalece en la fe y nos congrega en la unidad, que llena el Universo con su presencia y nos ofrece sus dones, que alienta a la humanidad con la esperanza de una tierra nueva.

Monición antes de la Aspersión:

El agua que será rociada sobre nosotros, renueva nuestra opción cristiana y nos abre al don del Espíritu Santo en nuestras vidas.

Moniciones a las Lecturas:

El Espíritu Santo, nos reúne aquí todos los domingos, para escuchar la Palabra de Dios y celebrar la Eucaristía. Hoy, en este último domingo de Pascua, cuando de un modo muy especial hacemos memoria del don del Espíritu, escuchemos la Palabra de Dios para que nos renueve y no dé vida.

Primera Lectura: (Hch. 2,1-11)

Salmo Responsorial: (del Salmo 103)

Segunda Lectura: (I Cor. 12,3b-7. 12-13)

Secuencia al Espíritu Santo

Evangelio: (Jn. 20,19-23)

Oración de los Fieles:

R/ Ven Espíritu Santo

  • Por la Iglesia, para que animada por el Espíritu Santo, permanezca atenta a las alegrías y esperanzas de la humanidad e ilumine la historia con el Evangelio. Oremos
  • Por los gobernantes, para que a través de su actuar promuevan la esperanza de un futuro mejor para todos. Oremos.
  • Por los hombres y mujeres de todo pueblo, raza y cultura, para que abran sus corazones al Evangelio y sean guiados hasta la verdad plena. Oremos.
  • Por las familias cubanas, para que sean renovadas por el Espíritu Santo y se conviertan en verdaderos hogares donde reina la paz y la concordia. Oremos.
  • Por todos los que buscan a Dios, para que el Espíritu Santo los conduzca a la verdad y el encuentro con Cristo el Salvador. Oremos.
  • Por cada uno de nosotros, para que, enriquecidos con los dones del Espíritu Santo, demos testimonio de nuestra Fe. Oremos.

Comunión:

Al recibir la comunión, demos gracias a Dios por poder contar con la fuerza de su Espíritu, que hace posible la presencia en medio de nosotros del Cuerpo y la Sangre de Cristo, alimento de vida eterna.

Envío:

Hermanos: Hoy somos enviados como lo fueron los apóstoles el día de Pentecostés. La acción del Espíritu Santo en nosotros nos llama a hacer presente a Cristo en la vida cotidiana. Volvamos a nuestro quehacer familiar, laboral y social, seguros de que el Espíritu Santo llena nuestros corazones y enciende en todos el fuego de su Amor.

© 2015 Conferencia de Obispos Católicos de Cuba. Todos los derechos reservados